Viaje entre diversos tipos de toalleros

latonda

Los toalleros. Cada accesorio para el baño tiene un doble valor:  estética y funcional. Los toalleros, por ejemplo, decoran los espacios y permiten de tener el baño en orden.

Toallero con adhesivo

Toalleros con adhesivo para quien ama cambiar a menudo o añadir detalles siempre nuevos en el baño.
Se trata de accesorios que se atacan directamente a los azulejos a través de un adhesivo especial.
La duración es asegurada para largos períodos, aunque los azulejos se humedesen o se mojan.
Gracias al tipo de aplicación, se pueden eliminar con facilidad en el caso que se quiera sustituirlos y se pueden añadir en el caso que se necesita de un toallero más.
La variedad de materiales y formas es considerable. Desde los clásicos con asideros a los  con la toalla que se dobla y se colga y los con el gancho.
Si el espacio a disposición es poco, la decisión corresponde necesariamente a los toalleros con gancho o a los con asidero horizontal.
Si, en cambio, se ha un poquito más de espacio se pueden elegir los toalleros extesibles, dotados de brazos horizontales. Estos últimos son, sin duda, una versión más innovadora de los modelos estándard y se adaptan a los baños con estilo moderno.

Toallero con taladro

Los toallero con taladro necesitan de la perforación de los azulejos. Se va a elejirlos si se ha la seguredad y no se tiene intención de hacer modificaciones después.
Es decir son accesorios que se muoven y se eliminan con dificultad porque es muy complicado sustituir los azujelos perforados, a menos que no los se tienen de reserva.
Antes de comprarlos necesitan es decir de poner atención a las caratteristicas de los toalleros elegidos.
Si por ejemplo se quieren colgar dos toallas, se pueden elegir los con doble garrocha: particolarmente comodos para meter orden en el baño.

Para pequeñas toallas de bidet y para las batas son en cambio perfectos las perchas con gancho único, que tiene ser colocado al lado de la ducha y al lado del bidet a la altura favorida para facilitarle el uso.
Los materiales son diferentes, del ABS (material termoplástico con o sin cromado) al acero hasta el aluminio anodizado con acabado de cromo.

tubina

Toallero a estante

En el caso de baños pequeños con un número de usuarios importante (niños e adultos), risultan muy comodos los toalleros a estante.
Se trata de verdaderas estantes con barrotes para las toallas. Estéticamente son similares a los clásicos tendederos del radiador que se utilizan para secar en modo más rapido la ropa.
Gracias a la particolar instalación, permiten de colgar diversas toallas juntas y resultan agradables desde el punto de vista estético.

Toalleros de suelo

Quien no quiere atacar los accesorios a las paredes o incluso perforar los azulejos, tiene a disposición una tercera solución muy funcional: los toalleros de suelo.
Se trata es decir de tubos toalleros para el baño o de asientos y percha.

Estos últimos son en absoluto uno de los accesorios para el baño más cómodos. Son verdaderos assento con una cámoda sentada y perché de lavabo, donde se pueden arreglar las toallas.
No sólo, los elemento de suelo son a menudo dotados de escobillero y toallero. También esta solución resulta muy cómoda cuando no se quiere instalar el toallero en la pared. Algunas veces, el mismo elemento de suelo tiene: escubillero, portarrollos y toallero.
Por último para recuperar más espacio, se pueden elegir los toalleros de puerta con adhesivo.

Leave a Reply